Lucir adecuadamente el traje de “Baturra”

Nos preparamos para desempolvar del armario el traje típico aragonés que lucimos en las fiestas del Pilar, nuestra región posee una gran riqueza y variedad, pero no todo vale, recordemos que estamos recreando cómo vestían nuestros antepasados, cómo iban calzados y por supuesto sus peinados y complementos. ¡No existían las gafas de sol! Hoy os contamos un poquito sobre el Traje de mujer.

Aunque al principio se establece en gran parte de Aragón para las primeras ofrendas a la Virgen del Pilar los trajes de labradoras, influenciados por los trajes que lucían los cuadros de baile, progresivamente se va teniendo interés en rescatar los trajes que en definitiva lucían nuestras antepasadas. Hay una rica variedad según la localidad, los trajes de Ansó, Hecho, la Ribagorza, Albarracín… tienen por ejemplo grandes diferencias de los que podrían ser llamados trajes de la capital. De ahí que en la ofrenda se luzca un gran abanico de colores, tejidos, mantones, joyas, complementos.

 

En el traje regional hay que comenzar vistiendo adecuadamente el interior, Enaguas y sobre-enaguas eran de algodón blanco, crudo, a rayas, cuadros… van sobrepuestas y llegan hasta debajo de la rodilla, las medias eran normalmente de algodón o de lana y las sujetaban con ligas o tranzaderas que de normal ellas mismas confeccionaban. ¡Levaban camisa interior!

Refajo

Se coloca encima de la enagua y aunque lo normal era que fueran de lana, también se confeccionaban en los tejidos de la época cómo la estameña el piqué, algodón…

 

Saya

La saya variaba mucho con relación al trabajo que la mujer desempeñara si era para ir de paseo, o para ir al campo, así como su situación económica. Así los tejidos y estampados contienen una rica variedad.

Blusa, Gabán, Jubón, Chambra

Todas estas prendas se colocan sobre la camisa interior y al igual que la saya su tela varía según la función y el estatus social.

Aunque nos parezca mentira después de todas estas capas conseguían tener la cintura muy estrecha y las caderas muy anchas.

 

Mantón

El mantón, mantoncillo, bobiné, toquilla, manto, pañuelo… se colocan sobre todo lo anterior y es sin duda lo más vistoso del traje regional femenino, aunque se usará cómo prenda de adorno, era también la prenda de abrigo de nuestras antepasadas.

Para ir a la iglesia y para celebraciones utilizaban la mantilla, normalmente de color negro. Para la mantilla los materiales que se utilizaban eran diversos, lana, algodón, terciopelo, brocados. En Ansó por el clima del pirineo solían ser de lana la primera y de algodón la segunda para las mujeres solteras). También en esta localidad del pirineo se utilizaba una pieza rectangular de lana de color verde.

descargadescarga (1)

 

Peinado  

Tan importante cómo todo lo anterior es ir adecuadamente peinada, el recogido en la nuca en forma de moño solía ser el peinado más recurrente, este moño puede ser en forma de rosca, picaporte, con rodetes, trenzado…. Ahí también contaban mucho las habilidades de cada una. El lazo que puede parecer que se pone en el moño, no existe como tal. No vale ir con la melena suelta y desde luego evitar los flequillos.

descarga (2)

Joyas

Eran casi siempre de plata sobre dorado, o bien oro de baja calidad, con pedrería que solía ser en rojo o verde. Los pendientes de bellota eran usuales en los valles pirenaicos o unos simples “zarcillos”. Los broches para sujetar el manton seguían la misma línea, también se utilizaban los camafeos.

descarga (3)

Calzado

Alpargatas o zapatos negros con lazada.  En la sierra de Albarracin usaban zapatos de tela o de cabra, abiertos con medias caladas o de estambre azul. Las zapatillas (de Calanda) con la punta de alpargata, refuerzos de cáñamo y trenzadas son las más utilizadas.
images (2)

 

images (1)

 

 

 

Importante:

No mezclar prendas de fiesta con las prendas de diario. Los trajes que se denominan erróneamente de campesina eran los de diario ya que al campo acudían con sus peores ropas o harapos. Tampoco se deben mezclar prendas del siglo XVIII y del siglo XIX, porque las primeras eran más alegres con las faldas más cortas y por el contrario más tarde pasaron a cerrarse los cuellos y alargarse las faldas.

¡Preparemos nuestras mejores galas para nuestras fiestas del Pilar!

 

Sin comentarios

Déjenos un comentario

No comment posted yet.

Deje un Comentario

↑ Vuelta al principio ↑

ZARAGOZA HOTELES

Todos los derechos reservados · Aviso legal

Facebook Twitter Wordpress